¿CÓMO SABER SI ESTOY VIVIENDO CORRECTAMENTE?

Sería maravilloso, si es que cada cierto tiempo, nos llegara a cada uno, un “reporte celestial” acerca de nuestro comportamiento en la Tierra (y como para comprobar si es que Dios estuvo atento a ese par de injusticias que sufrimos, ó, a esas buenas acciones que hemos hecho).
Probablemente, muchos quisieramos una especie de señal divina periódica a veces, ¿no?. Bien, recordemos lo siguiente:
– El Señor es un Dios justo y misericordioso a la vez y está mirando TODO. Todo el tiempo y lo sabe TODO.
– La vida del cristiano es un caminar de fe. La voluntad de Dios, Su Palabra y todo lo que necesitamos para vivir, está en la Biblia para nuestro consuelo, dirección, sabiduría, esperanza y fortaleza.

ARIELLE“Cuando los caminos del hombre son agradables a Jehová, aun a sus enemigos hace estar en paz con él.” – Proverbios 16:7

Como hijos de Dios, estamos llamados a examinarnos constantemente y pedir en oración a Dios, que nos ayude a mirar si es que estamos siendo coherentes con lo que “predicamos” y con lo que realmente hacemos. En esa estrecha y privilegiada comunión con Dios (gracias al Sacrificio de nuestro Salvador Jesucristo) podemos caminar como verdaderos discípulos. No como santurrones, ni como gente que se cree perfecta, pero como personas que esperan y confían en Dios.

“Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados”. – Romanos 8:28

En esta vida, el Señor si permite que veamos el resultado de nuestras acciones en forma de bendición, en otras ocasiones, en consecuencias dolorosas pero a manera de enseñanza, en situaciones que tienen como propósito nuestra santificación. (Aquí solo quiero aclarar que no es que somos santificados porque así mereceremos ir al cielo, sino que nuestra santificación es parte de nuestro caminar cuando somos salvos por  la Gracia de Dios).

Así mismo, vale la pena considerar a nuestros padres, hermanos mayores o miembros de nuestra Iglesia local, con quienes podremos compartir, pedir consejos y oración.

No siempre veremos inmediatamente los resultados de obrar bien en este mundo, no siempre recibiremos la retribuición a la piedad, a la fidelidad o al amor que hemos dado a otros; pero algo es seguro: Dios está mirando todo y podemos tener la certeza de que a su tiempo, El se manifestará; y de que cada día, tenemos de Su mano, una nueva oportunidad para seguirlo, nuestro Buen Pastor, no nos dejará.

“No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos. Así que, según tengamos oportunidad, hagamos bien a todos, y mayormente a los de la familia de la fe”. Galatas 6:9-10

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s